No tenía aún edad de ser condenada, pero estaba ya madura para la victoria – san Ambrosio, obispo0

Por la fe, Dios justificó a todos desde el principio – san Clemente primero0

El doble precepto de la caridad – San Agustín0

La Palabra tomó de María nuestra condición – san Atanasio0

El ejemplo de Nazaret – Pablo VI papa y bendito

0

La misma Vida se ha manifestato en la carne – san Agustín0

Reconoce, cristiano, tu dignidad – san León Magno0

Todo el mundo espera la respuesta de María – San Bernardo
0

natale presepe

La economía de la encarnación redentora – San Ireneo0

Parte superior de la página

Abbà – Comunità Cattolica per l'evangelizzazione